Ni vírgenes, ni flechas contra taínos en la Ruta de la Fe en La Vega

Turismo hist√≥rico o religioso. Cualquiera que sea tu pasi√≥n como turista, al recorrer la Ruta de la Fe comenzando en el Santuario Nacional de Las Mercedes en La Vega, te permitir√° tocar los or√≠genes de la fe cristiana en el Nuevo Mundo y descubrir que no hubo ni v√≠rgenes, ni flechas contra los ta√≠nos en la primera batalla entre los espa√Īoles invasores y los ind√≠genas de estas tierras.

Este recorrido te lleva a las primeras ciudades, primeras capillas, primera catedral, primer convento, primera misa cantada, la primera cruz plantada por Cristóbal Colón, el Santo Cerro, los primeros bautizos de indígenas, primeros mártires cristianos, primer obispo y primer obispado levantados al imponerse la colonización.

Concepción de La Vega (Ruinas de La Vega Vieja)

La Concepci√≥n de La Vega fue una de las tres primeras di√≥cesis del Nuevo Mundo. La historia dominicana relata c√≥mo Crist√≥bal Col√≥n plant√≥ una cruz en un cerro cercano al fuerte de la Concepci√≥n, que durante muchos a√Īos fue realizadora de milagros y digna de peregrinaje. El lugar donde Col√≥n coloc√≥ la cruz fue conocido con el nombre de Santo Cerro; actualmente es uno de los m√°s importantes lugares de peregrinaje de la Rep√ļblica Dominicana.

Ya a principios del siglo XVI, dispon√≠a de obispo en catedral, m√°s dos conventos, el fuerte, un edificio que funcionaba como hospital, casa de fundici√≥n de monedas y edificios de administraci√≥n. En 1508 se le dio t√≠tulo de ciudad y en 1512 se erigi√≥ como sede del primer obispado establecido en la isla, y en el Nuevo Mundo, siendo su √ļnico titular el Doctor Pedro de Deza. Por ella transitaron Fray Bartolom√© de Las Casas y Fray Pedro de C√≥rdoba, defensores de los ind√≠genas.

En la Concepci√≥n de La Vega fue donde se produjo el primer reparto de indios, a cargo de Rodrigo de Alburquerque, pero tambi√©n, en su Catedral el 8 de noviembre del 1511, Fray Pedro de C√≥rdova hace la primera defensa cristiana p√ļblica a los ind√≠genas. Aqu√≠ se estableci√≥ el primer Convento de la Orden de las Mercedes, el cual se asoci√≥ legendariamente con la Cruz plantada por Col√≥n en el Santo Cerro, dando lugar al nacimiento del culto a dicha advocaci√≥n mariana en ¬†Rep√ļblica Dominicana. Esta cruz llegar√≠a a alcanzar una notable fama con el nombre de la Vera Cruz.

Santo Cerro y Santuario Nacional de Las Mercedes
Templo principal del Santuario Nacional de Las Mercedes en el Santro Cerro de La Vega.

El Santo Cerro tiene su origen como lugar santo de devoci√≥n a la Cruz en la haza√Īa de Crist√≥bal Col√≥n de plantar all√≠ una cruz de madera de¬† n√≠spero¬† os v√≠as tradicionales que convergen en una sola en el kil√≥metro 5 de la carretera La Vega-Moca, pudi√©ndose optar por el Camino de los Misterios Marianos o Santo Rosario, que es el de la derecha, o hacer un giro a la izquierda y tomar el Camino del Viacrucis o Misterios Dolorosos de Cristo. Al llegar al Santo Cerro y tomar su calle principal, nos encontramos con un museo, dedicado a la memoria del Padre Francisco Fantino Falco, santo var√≥n, consagrado hombre de Dios, educador, que ejerci√≥ la mayor parte de su apostolado en el Santo Cerro y del cual la Di√≥cesis de La Vega ha iniciado ante la Santa Sede el proceso para su beatificaci√≥n.

Ni vírgenes, ni flechas, ni taínos

Pero de entrada, vamos a advertir no hacer caso a las historias de v√≠rgenes, indios y flechas en la batalla del Santo Cerro. Se referir√°n a primera batalla entre espa√Īoles y ta√≠nos conocida como la Batalla de la Vega Real que bien se relata en Historias del Nuevo Mundo que traduce e interpreta las cr√≥nicas del Padre Las Casas en su Historia de las Indias.

La Batalla del Santo Cerro o de la Vega Real fue la derrota definitiva del mayor alzamiento de indígenas unidos en una confederación para liberar al mayor líder de la isla, el Cacique Caonabo, apresado en La Isabela.

De alguna manera Crist√≥bal Col√≥n se enter√≥ de los movimientos de los ta√≠nos y se adelant√≥ a la marcha de las tropas ind√≠genas que estaban apostados ya cerca de La Vega Real. Pero los espa√Īoles superaban en almas y armas a los ta√≠nos. Su ej√©rcito lo formaban 200 infantes con arcabuces y ballestas, varios cientos de ind√≠genas que hab√≠a traicionado a su pueblo, veinte caballos y veinte perros de presa que aterrorizaron a los ind√≠genas. En la isla no hab√≠a ni perros ni caballos.

El enfrentamiento se dio el 27 de marzo de 1495 pero no dur√≥ mucho. La supremac√≠a espa√Īola se impuso y los ta√≠nos con arcos y flechas decidieron replegarse para evitar una masacre mayor, como era costumbre en este pueblo eliminado completamente por los espa√Īoles.

Los espa√Īoles inventaron la leyenda de que la huida de los ind√≠genas se produjo por la aparici√≥n de la Virgen de las Mercedes sobre el hoy Santo Cerro que descend√≠a hasta la cruz que all√≠ hab√≠a plantado Crist√≥bal Col√≥n haciendo que las flechas de los ind√≠genas se devolvieran a ellos. La realidad fue la masacre de un ej√©rcito armado, montado y con perros de presa contra ind√≠genas semidesnudos que como armas solo portaban con arcos y flechas.

Ilustración histórica de la Batalla de La Vega Real en Pinterest.

Observe la descripci√≥n de lo ocurrido en este p√°rrafo de Historia de las Indias del Padre Las Casas, cap√≠tulo CIV: ‚ÄúTeniendo, pues, la gente aparejada y lo dem√°s para la guerra necesario, el Almirante, llevando consigo a D. Bartolom√© Colon, su hermano, y al Rey Guacanagar√≠ (no pude saber qu√© gente llev√≥ de guerra, de sus vasallos), en 24 del mes de Marzo de 1495, sali√≥ de la Isabela, y a dos jornadas peque√Īas, que son diez leguas como se dijo, entr√≥ en la Vega, donde la gente se hab√≠a juntado mucha, y dijeron que cre√≠an hab√≠a sobre 100.000 hombres juntos. Parti√≥ la gente que llevaba con su hermano, el Adelantado, y dieron en ellos por dos partes, y soltando las ballestas y escopetas y los perros brav√≠simos, y el impetuoso poder de los de caballo con sus lanzas, y los peones con sus espadas, asilos rompieron como si fueran manada de aves; en los cuales no hicieron menos estragos que en un hato de ovejas en su aprisco acorraladas. Fue grande la multitud de gente que los de a caballo alancearon, y los dem√°s, perros y espadas hicieron pedazos; todos los que le plugo tomar a vida, que fue gran multitud, condenaron por esclavos‚ÄĚ.

Los espa√Īoles inventaron la leyenda de que la huida de los ind√≠genas se produjo por la aparici√≥n de la Virgen de las Mercedes sobre el hoy Santo Cerro que descend√≠a hasta la cruz que all√≠ hab√≠a plantado Crist√≥bal Col√≥n haciendo que las flechas de los ind√≠genas se devolvieran a ellos. La realidad fue la masacre de un ej√©rcito armado, montado y con perros de presa contra ind√≠genas semidesnudos que como armas solo portaban con arcos y flechas.

De la Vera Cruz de Colón al Monumento Luz del Mundo
Luz del Mundo, alegoría a la primera Cruz plantada por Cristóbal Colón en el Santo Cerro en el 1495

En el mirador del cerro, detr√°s del √°bside de la Iglesia Las Mercedes, se levanta imponente dominando el Valle de la Vega Real el Monumento Luz del Mundo, lugar a donde todo peregrino debe llegar en Rep√ļblica Dominicana.

Es una alegor√≠a a la primera Cruz plantada por Crist√≥bal Col√≥n en el Santo Cerro en el 1495 y que hasta hoy se venera el lugar como el Santo Hoyo dentro del Santuario Nuestra Se√Īora de Las Mercedes.

El monumento Luz del Mundo es una creaci√≥n de la arquitecta Iris P√©rez por iniciativa de la Di√≥cesis de La Vega y del Ministerio de Turismo.¬† Se levanta al tope de la colina sobre una base de 3.3 mts. de piedra coralina y una cruz de 9.9 mts. de altura. A sus lados cuenta la vida de Jes√ļs, la relaci√≥n con su madre desde la anunciaci√≥n hasta la resurrecci√≥n. Resume la fe, el amor, la humildad, la misericordia y la paz y que se yergue como la nueva cruz que marca el destino del peregrino.

Catedral Inmaculada Concepción de La Vega
Interior de la Catedral Inmaculada Concepción de La Vega.

Esta moderna edificación se convierte cada vez más en un monumento de referencia de la Ciudad la Concepción de La Vega para redescubrir las tradiciones cristianas desde sus orígenes en la Isla.  Su arquitectura, la historia que atesora congregan un simbolismo digno de apreciar en este Ruta de la Fe. Su consagración data de febrero de 1992 en la Plaza Duarte sustituyendo el viejo templo y está dentro de los 5 hitos del Sendero de la Fe en La Concepción de La Vega.

Tras sus 15 a√Īos de construcci√≥n muestra el simbolismo que atesora la edificaci√≥n con 12 columnatas, 12 puertas, 12 arcadas, 12 vitrales, 12 metros de altura, todo esto en alegor√≠a a las 12 tribus de Israel, a las 12 puertas de la Jerusal√©n Celestial, los 12 hijos de Jacob y los 12 ap√≥stoles. Su campanario tiene 24 metros de altura, es decir, tres veces doce y posee tres vol√ļmenes representando La Sagrada Familia; en √©l est√° fijada una cruz, orientada hacia el Santo Cerro, lugar donde se plant√≥ la primera cruz de Am√©rica. Las arcadas de tres arcos que se encuentran sobre cada puerta, tanto exterior como interior, rememoran las de la antigua Catedral de La Vega Vieja. Al entrar, la majestuosidad del techo y sus luces nos transportan al libro del G√©nesis, representando el firmamento con sus estrellas y dos grandes l√°mparas, que simbolizan el sol y la luna. Al observar el altar central, sentir√° la fuerza de la escultura de un Cristo Resucitado a 5 metros de altura. La capilla del Sant√≠simo representa la ballena que se trag√≥ a Jon√°s y debajo de ella est√° la cripta donde yacen y yacer√°n los obispos de esta Di√≥cesis.

Museo Sacro de la Catedral de La Vega

El Museo Sacro de la Concepción de La Vega es un punto de referencia en La Ruta de la Fe.

Aunque en este punto culmina el Sendero de la Fe en La Vega, es el lugar donde podrás observar las reliquias y las obras de arte que testimonian que La Vega encierra los hitos más importantes del inicio de la evangelización en América. Sus exposiciones evidencian que la Concepción de La Vega tuvo el privilegio de recibir los albores de la Evangelización y las primicias del cristianismo en el Nuevo Mundo.

el museo est√° dentro de los 5 hitos del Sendero de la Fe en La Concepci√≥n de La Vega. Recorra las cuatro grandes salas para observar piezas de gran valor arqueol√≥gico rescatadas de las ruinas de la Concepci√≥n La Vega destruida por el terremoto en el 1562, tales como aquel estribo de Crist√≥bal Col√≥n con la inscripci√≥n que revela que fue de su propiedad. Su objetivo es, adem√°s, ‚Äúdifundir la trascendencia de la religi√≥n Cat√≥lica en La Vega y el pa√≠s, como valor fundamental en la creaci√≥n de la sociedad dominicana‚ÄĚ.

Source: vivedominicana.com

Comparta el conocimiento ūüíö

Leave a Reply

Your email address will not be published.