Skip to toolbar

Bomberos forestales de Medio Ambiente mantienen activo plan para prevenir y contrarrestar incendios

Explora la Naturaleza con nosotros

Print Friendly, PDF & Email

Santo Domingo. – En República Dominicana se tiene identificado los meses que abarcan de febrero a abril y de julio a septiembre, como las temporadas de alta incidencia de incendios forestales, sin embargo durante el año estos eventos están presentes afectando principalmente áreas protegidas del país.

Ante esta realidad los bomberos forestales del Ministerio de Medio Ambiente mantienen activos varios planes para prevenir y extinguir los eventos de este tipo que puedan producirse.

Las principales tareas de prevención se basan en patrullaje por zonas que tradicionalmente son afectadas por los incendios y capacitaciones a personal circundante a estas áreas para evitar descuidos que se conviertan en eventos perjudiciales.

Las principales causas de estos incendios se deben a factores como la escasez de lluvias, las altas temperaturas y a períodos en los que los agricultores preparan sus terrenos y muchas veces utilizan fuego para esos fines.

A estos eventos no escapan las manos intencionales o de forma accidental por descuidos de caminantes en áreas de espesa vegetación.

Con el objetivo de atender este problema, el Ministerio de Medio Ambiente y Recursos Naturales cuenta con el Programa Nacional de Prevención, Gestión y Manejo de Incendios Forestales, que dirige Gerónimo Abreu, encargado del Programa Nacional de Manejo del Fuego.

Esta unidad, a la que pertenecen unos 200 bomberos forestales, trabaja en este tema en todo el territorio nacional, prestando atención especial a los lugares más vulnerables a estas deflagraciones.

Además de combatir los incendios que se puedan presentar en alguna zona boscosa, los bomberos forestales realizan labores de acompañamiento a los propietarios de los terrenos con vocación agrícola para ayudarlos a realizar quemas controladas, imparten charlas con el objetivo de crear conciencia sobre esta problemática y realizan recorridos preventivos que ayudan a evitar esta clase de eventos.

También los bomberos forestales junto al Servicio Nacional de Protección Ambiental realizan levantamientos para determinar las causas de estos eventos y aportar evidencias para posibles sometimientos en caso de que hayan sido producto de manos criminales.

En los meses de menos incidencia de fuegos forestales elaboran líneas cortafuegos (zanjas) y quemas controladas en los lugares donde tengan posibilidad como mecanismo de prevención.

En el país, la parte donde se registran mayor cantidad de incendios forestales son la Cordillera Central, la zona sur y la sierra que comprende desde San José de las Matas a Santiago Rodríguez. Este tipo de siniestros ocurren con mayor frecuencia en las zonas agrícolas que tienen alguna interacción con áreas de montaña y de bosque.

Source: ambiente.gob.do

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *